Hacia donde nos llevan?


Cuando veo la imágenes de los refugiados sirios y palestinos, como los de otros muchos lugares del mundo, se me hace muy difícil comprender por que los gobiernos, los que dicen salvaguardar la paz mundial, no hacen nada por evitarlo, que intereses tienen para mantenerse al “margen”? Hacia donde nos conduce esta tremenda situación? Quien se enriquece con esta situación? a quien le interesa mantener en la absoluta ignorancia a los ciudadanos de los países de oriente próximo? no quieren que adquieran la cultura y educación necesaria, que luego pueda volverse en su contra. Es otra nueva forma de someter a los pueblos, fomentar la guerra, para cuando interese, aparecer como salvador y así explotar a los pueblos con la excusa de la democracia. Estamos en manos e las grandes empresas?

A diferencia de lo ocurre en Oriente Próximo, en Occidente si hemos conseguido ser más los que hemos adquirido la educación y cultura suficiente para exigir con razonamiento nuestros derechos. Las formas entonces cambian, la democracia es el arma, en defensa de la democracia, cada día nos recortan mas derechos, nos prohíben casi todo, censuran nuestras palabras, nos bombardean con falsedades para que los ciudadanos estemos enfrentados, y no seamos capaces de organizarnos para tomar las riendas de nuestros pueblos, estamos en manos de las grandes empresas?

En África, la mecánica utilizada es para mi la mas sangrante, nunca han permitido ni permitirán que el pueblo africano tenga la mínima opción, da igual la forma, guerras, hambre, enfermedades, fomentar el odio entre sus pueblos, todo vale con tal de acaparar toda la riqueza que tienen, estamos en manos de las grandes empresas?

Puedo parecer un paranoico, o un extremista . Desde mi absoluta ignorancia es lo que siento, que nos llevan a una Edad Media adaptada a nuestros tiempos, donde los Señores Feudales son las grandes empresas, los gobernantes  sus muñecos de paja y en lugar de repartirse naciones, se reparten el mundo, y los plebeyos? los plebeyos somos nosotros, los gilipollas que nos dejamos manipular.

Anuncios